Monday, October 29, 2007

"MYEXPAID"

Eso era lo que decia la chapa del auto estacionado en el lugar donde suelo almorzar los viernes.

Es una especie de grito de guerra, lanzado por un "vencedor" en el combate a muerte que muchas (demasiadas) veces se desarrolla entre parejas que estan en el proceso de divorcio y separacion. Me supo muy mal ver ese "cartel" porque el divorcio es uno de los temas mas mas frecuentes en terapia y porque jamas habra una guerra de divorcio que, en verdad, tenga un vencedor. Si hay guerra, todos pierden.

Perdon, si hay algunos vencedores, se llaman "lawyers".

Los mas grandes perdedores son, por supuesto, los ninos. Aparecen tantos sintomas cuando hay un divorcio de guerra, que no vale la pena nombrarlos. Valga decir que lo que mas se afecta es la capacidad relacional de los ninos, cuando son adultos y les toca a ellos conectar con alguien.

En norteamerica, y en mi experiencia con la gente que he visto, quienes salen mas afectados entre los adultos cuando hay guerra son los padres. Al parecer, en Inglaterra es lo mismo, donde se ha creado una organizacion de la que no recuerdo el nombre que tiene un lema que dice "los ninos necesitan a sus padres tambien" y que a cada rato hacen "stunts" para llamar la atencion sobre el tema.

Para los que entiedan ingles, he aqui un corto hecho por ellos acerca del concepto de "attachment" entre padres (hombres) e hijos. No he encontrado ninguno en espanol, debe de ser porque esto del attachment es un tema bien "anglo". Le dedicare un post proximamente.




7 comments:

lola said...

Hola, el video no lo veo porque mi conocimiento del inglés se limita a leerlo, debe de ser que tengo el oído duro. Bueno a lo que iba, yo no se por qué hay tantos divorcios actualmente, recuerdo que cuando era niña, en mi clase a lo más habrían dos niños de padres divorciados, era algo muy raro. Pero es cierto que son los hijos los que más sufren, conozco una pareja que se divorció, y el hijo es el que sirvió de campo de batalla, no entiendo como unos padres pueden utilizar a los hijos como moneda de cambio o para descargar en ellos toda la furia que sienten hacia la otra persona.
Saludos!!

parejanoverbal said...

Hola, Lola!
Mira, uno de los cuentos mas jodidos que la gente en esa situacion se hace es que, a la vez que pueden ser super locos y despiadados en la busqueda de vendetta, dinero, humillacion, etc., pueden llamarse a si mismos buenos padres. El divorcio en si no es lo que afecta a los ninos. El que una pareja viva en estado de infelicidad, pelea, etc., es mucho mas traumatico. Pero, si hay un mal divorcio, pues ahi van los sintomas y los problemas.

Medea said...

Los divorcios sacan lo pero que hay en los involucrados. No creo que haya suceso que promueva mas el florecimiento de las bajas pasiones, la venganza mesquina. Hasta los que participan por razones de familia, amistad, cercania tambien se contagian. Aqui en USA se asiste a una escuela que supone el aprendizaje para lidiar con el suceso. Pero de nada sirve, y muchas veces me pregunto porque tanto deseo de revancha si la evidencia de que ya no hay nada que hacer es aplastantemente convincente. Siempre pienso que en un divorcio hay tanto orgullo lastimado de alguna parte que impide un comportamiento aceptable.

ive said...

Muy interesante es tema del "attachement", espero tu post sobre esto. Solo pude ver el video porque mi PC no tiene bocinas, pero me llevo la idea.
Yo siempre he sentido profundo respeto por la funcion, el papel, o la mision que un padre(hombre)juega en la vida de un niño.
Lo valoro tanto en primer lugar porque yo estaba mas attached a mi padre que a mi madre cuando era chiquita. Y tambien lo valoro porque veo que mis hijas necesitan mucho de su padre.
Lo que no entiendo es como ciertos padres-hombres, no le dan suficiente importancia a su roll, y no lo cumplen debidamente.
En cuanto a las disputas de divorcio, no se como tienen fuerzas para fajarse por cosas materiales, en vez de pensar que alguien sufre mas que nosotros mismos, nuestro propios hijos, que un dia los procreamos con amor.
Ive.

ive said...

A mi si me sirvio la clase para aprender a lidiar con el divorcio, lastima que se trataba de una sola. Me sirvio para entender el proceso por el cual estaba pasando. Cuando mencionaron el patron de comportamiento que se esperaba por ambas partes, ya yo habia pasado por los primeros y me dispuse a esperar por los otros, y efectivamente pasaron.
Las personas que ya tenian tiempo separadas, ponian ejemplos, y yo me vi reflejada en ellos. Al final de la clase, algunos dijeron, porque no nos dieron esta clase antes de casarnos?, y los terapeutas dijeron que ahora se estaba pidiendo el certificado de una clase de esas antes del matrimonio.
No nos enseñaran los pormenores, pero al menos nos ubicamos en lo que estamos viviendo,y nos damos cuenta que no somos los unicos, de hecho los niños mayores de cierta edad, creo que 7, tienen que tomar la clase obligatoriamente. Alli dibujan, juegan, conversan, dicen como se sienten y se dan cuenta que tampoco son los unicos, que no son bichos raros con progenitores separados.
Pienso que es una forma de educar a la gente. Lo ideal seria educarnos para el matrimonio y la paternidad/maternidad, porque firmar un papel y parir hijos es facil, lo dificil es mantener un matrimonio con respeto y armonia y criar a los niños para el resto de sus vidas.

mitambor said...

Se llaman Fathers4justice. Es increíble cómo los integrantes para manifestarse suelen encaramarse en la fachada de algún edificio, disfrazados de batman o de superman... como diciendo, no priven a mi hijo de Superyo?

lola said...

Por ponerte un ejemplo, esa gente que yo te digo se separaron, bueno digamos que ella fue infiel, y el padre a cada dos por tres le decía a su hijo que tendría unos 12 años que la madre era una p.... ella para defenderse le decía al hijo que el padre era un borracho, total que ahora el hijo con cerca de 40 es una persona completamente irresponsable y encima los padres se llevan las manos a la cabeza y se preguntan que por qué les ha salido así. Es de locos, el daño que pueden llegar a hacer a un inocente.